La Dirección General de Tráfico (DGT) instaló el pasado 23 de agosto un nuevo proyecto para controlar el exceso de velocidad en nuestras carreteras, se trata de mostrar en los paneles de la vía las matrículas de los vehículos que infringen la velocidad, el primero fue instalado en Sevilla, próximo a la entrada de la A-49 y posteriormente en dos puntos más a lo largo de esta autopista.

Seguir leyendo