Tras un exhaustivo estudio realizado por AEA (Automovilistas Europeos Asociados) se ha podido determinar que un 10% de las sanciones de velocidad impuestas por tráfico en 2016 están mal graduadas ya que no aplican ningún margen sobre la velocidad que indica el radar.

Desde mayo de 2010, la AEA calcula que se han impuesto en España cerca de un millón de multas con importes y detracción de puntos superiores a los establecidos en la Ley de Seguridad Vial. Sanciones ilegales que se han impuesto no sólo por la DGT, sino también por el Servei de Tránsit y el Gobierno Vasco.


Durante este año, cerca de 300.000 multas por exceso de velocidad han sido impuestas por la DGT con importes y detracciones de puntos por encima de lo que marca la ley. Esta cifra supone el 10% del total de las denuncias realizadas por los radares fijos y móviles de la DGT en 2016, tal y como lo explica el presidente de la AEA, Mario Arnaldo.

Así lo demuestran varias sentencias en las que los Jueces, ajustan las sanciones impuestas por la DGT. La última sentencia judicial en la que se anuló la pérdida de puntos detraídos a un conductor que había sido multado por la DGT sin aplicarle correctamente el margen de error de los radares.

Los letrados de la AEA salieron en defensa de unos de sus socios al que Tráfico le había impuesto una sanción de 300€ y la pérdida de 2 puntos del carné de conducir por circular a 152 km/h por la R-2, en la provincia de Guadalajara. La sentencia redujo la sanción 100€ y sin detracción de puntos ya que AEA alegó que no se había tenido en cuenta los márgenes de error del cinemómetro utilizado, el cual, al ser un radar fijo, su margen de error se cifra en un 5% y la velocidad imputada sería de 144,40 km/h, por lo que la cuantía de la sanción se reduciría a 100€.

¿Cómo calculamos el margen de error?

En las carreteras que tengan un límite de velocidad de entre 50 a 100 km/h los radares saltan cuando se sobrepasan los 7km/h del límite de velocidad marcado por la vía. De modo que si la vía marca que la velocidad máxima es de 50km/h, el radar saltará a partir de 57km/h, a 67 k/h en carreteras limitadas a 60 km/h, a 78 km/h en carreteras limitadas a 70km/h, a 87km/h en carreteras limitadas a 80 km/h, a 97 km/h en carreteras limitadas a 90km/h y a 107 km/h en carreteras limitadas a 100 km/h.

Sin embargo, a partir de los 100 km/h no hay una cifra exacta sobre la velocidad a la que saltan los radares y lo que se aplica es el porcentaje del 7%. De modo que en vías limitadas a 110 km/h el radar saltará cuando se supere la velocidad de 117,7 km/h y en autopistas y autovías limitadas a 120 km/h saltará a partir de 128.4 km/h.

Hay que tener en cuenta que estos radares son solo los que controla la Guardia Civil, situados en autopistas, autovías y carreteras secundarias, pero no dentro de los municipios donde los radares están supervisados por la policía local.

En cualquier caso, la Guardia Civil no ha especificado que estos datos se refieran a todo tipo de radares (fijos o móviles) que hay situados en España. Este reajuste de los márgenes de error de los radares de España está vigente desde septiembre del 2014.

Evita multas y conoce la ubicación exacta de los radares fijos y móviles con los avisadores y detectores de radar Angel Driver. Los únicos con actualizaciones mensuales gratuitas. Hazte ya con tu Angel Driver F15Angel Driver F10 y Angel Driver F18.

También te puede interesar: