El cinturón de seguridad salva la vida a miles de personas en accidentes de tráfico cada año. Utilizarlo reduce en un 80% el riesgo de muerte en caso de accidente y hasta un 90% en caso de colisión frontal.

Por suerte durante la última década se ha conseguido concienciar a la población sobre su uso y éste se ha incrementado, pero todavía hay gente que no lo usa.

La ley obliga a utilizar los cinturones delanteros desde 1975 y los traseros desde 1992, quien no lo haga se arriesga a ser multado con una sanción de 200 euros y 3 puntos del carné de conducir. En los peores casos, su no utilización puede conllevar una retirada del carné por unos meses.

# Razones para abrocharse el cinturón:

El cinturón de seguridad reduce en un 80% el riesgo de fallecimiento y en un 75% las lesiones que se pueden originar en un accidente de tráfico, como heridas, fracturas y lesiones de otro tipo. Sólo en 2016 murieron 161 personas por no utilizar el cinturón de seguridad.

El objetivo principal del cinturón es evitar que salgamos despedidos del vehículo por el parabrisas en caso de colisión o frenazo brusco. También ayuda a distribuir las fuerzas de choque sobre las partes más fuertes del cuerpo, el pecho o la pelvis, para que en caso de frenado brusco, la presión y el riesgo de las lesiones sea menor.

# Abróchese bien el cinturón antes de ponerte en marcha:

No sólo es cuestión de abrocharlo, el cinturón hay que colocarlo correctamente para que cumpla su función. El asiento tiene que estar colocado en ángulo recto, la banda diagonal tiene que pasar entre el hombro y el cuello y la banda horizontal por debajo del abdomen. Revisa que no quede retorcido o con holguras, ya que debe quedar cedido al cuerpo.

# En el caso de las embarazadas:

Las embarazadas también tiene que usar el cinturón de seguridad para evitar posibles lesiones en la madre y el feto.

Las embarazadas deben colocarse correctamente el cinturón, como hemos descrito anteriormente y no puede dejarse de utilizar alguna de las bandas (diagonal o pélvica),o utilizarlas de forma incorrecta, añadiendo pinzas, cojines o colocándolas por debajo del brazo o muy pegadas al cuello.

# Sistemas de retención infantil:

Los niños que viajan en el coche deben hacerlo siempre con el sistema de retención infantil o la sillita, la cual debe ajustarse a su peso y talla. Es obligatorio para todos los menores de 12 años y no alcancen los 1.35 m. Los niños tienen que viajar siempre en el asiento trasero del vehículo. Hasta los 1.50 m es recomendable que utilicen un SRI.

# Resto de ocupantes del vehículo:

Todos los ocupantes del vehículo tienen que utilizar el cinturón de seguridad, el responsable es la persona que lo incumpla, que podría ser sancionado con una multa de hasta 200€, excepto en el caso de los menores de 12 años, en los que sería responsabilidad de los padres o tutores.

El uso del cinturón de seguridad evita que en caso de colisión o frenazo brusco los pasajeros situados en los asientos delanteros golpeen a los pasajeros delanteros. Cuando no se usa el cinturón  este riesgo puede ser ocho veces superior.

# Cámaras que vigilan su uso:

Desde el año pasado están instaladas más de 200 cámaras en las carreteras con el fin de vigilar el uso del cinturón de seguridad en los conductores y ocupantes del vehículo, así como otras infracciones como el uso del teléfono móvil. Esta infracción quedaría recogida de forma gráfica por éstas cámaras, y posteriormente le llegaría al conductor una notificación de la multa en su domicilio.

# No llevar el cinturón implica multa económica:

No llevar el cinturón implica una multa de 200€ y la pérdida de 3 puntos del carné. En caso de viajar con niños y no disponer de un SRI, se contempla la misma sanción de 200€, incluso se contempla la posibilidad de que el vehículo sea inmovilizado por esta situación.

Además, hay que añadir que si sufres un accidente y no llevas el cinturón de seguridad puesto, tu compañía de seguros no te cubrirá los daños.

# Evaluación en la inspección de la ITV:

Dado que es un elemento de seguridad en nuestro vehículo, se  debe comprobar su estado en la ITV. En caso de no encontrarse en buenas condiciones podría dar lugar a una falta grave en el resultado de la inspección.

Es importante recordar que si hemos sufrido algún golpe en el coche que hizo actuar de forma brusca el cinturón de seguridad, es recomendable su revisión o sustitución para asegurarnos de que no ha perdido eficacia.

El airbag funciona de forma complementaria al cinturón, sin éste la efectividad del airbag se elimina.

# Casos donde no es obligatorio llevarlo abrochado:

Hay ciertos casos en los que el cinturón de seguridad no es obligatorio llevarlo, uno de ellos es cuando el conductor está realizando la maniobra de marcha atrás o estacionamiento o cuando esté exento por prescripción médica.

Los taxistas cuando circulan por poblado pueden estar exentos de llevarlo, también los repartidores de mercancías cuando realicen labores de carga o descarga. Otro motivo de excepción es para los conductores o pasajeros de un vehículo de urgencias o acompañante de un alumno durante su periodo de aprendizaje.

# Mitos sobre el uso del cinturón de seguridad:

Existen muchas ideas relacionadas con la verdadera eficacia sobre el cinturón de seguridad, unas más acertadas que otras, entre las más populares: “mucha gente se salva por salir despedida del coche”, “en ciudad no hace falta” o “no hace falta ponerse los de los asientos traseros” … estas ideas hay que eliminarlas de nuestra mente inmediatamente.

Si no llevamos el cinturón de seguridad en el momento del impacto y salimos despedidos del coche, incrementa exponencialmente las probabilidades de lesiones muy graves, incluso una muerte instantánea, como consecuencia de un choque sobre el pavimento.

Además si tenemos en cuenta que a una velocidad de 50 km/h, una persona de 70 kilos puede salir despedida con un peso de más de 3.000 kilos, no utilizar el cinturón de seguridad sería una acción totalmente suicida.

Si somos ocupantes de los asientos traseros del vehículo debemos usar el cinturón de seguridad para evitar la multa y el grave riesgo en caso de accidente.

Descubre todas las novedades del motor, normativas, consejos para la conducción y otras noticias de interés en el Club de los Sin Multas y aprovecha todas las ventajas de Angel Driver.  Además desde el Club Publipunto te esperan los mejores precios y envíos gratis a partir de 100€.

También te puede interesar: