La dieta mediterránea se basa en la ingestión de frutas, hortalizas, cereales y lácteos a diario. Por eso nuestra pirámide alimentaria incluye todos estos productos en su base, porque son de los que no podemos prescindir para llevar una vida saludable. No es de extrañar que la mayoría de platos típicos que conforman la gastronomía de nuestro país incluyan verduras y hortalizas en su elaboración: cocidos, arroces, guisos, gazpacho, cremas…

Para preparar algunas de las recetas más populares es necesario iniciar el proceso con un buen sofrito en el que no pueden faltar ingredientes básicos como cebolla, pimientos, zanahoria o tomate. Con el objetivo de servir de base para los platos que se han de preparar, este sofrito debe contener dichas hortalizas rehogadas en un poquito de aceite.

La forma más cómoda y común de emplear las verduras que se añaden a un sofrito es en pequeños dados o tiras, lo más picadas posible. Pero a veces no contamos con el instrumental adecuado, como unos buenos cuchillos cuyas hojas permitan un corte fino y diminuto, o simplemente no tenemos tiempo para realizar un troceado tan al detalle. ¡Ahora este problema tiene solución!

picadora bonzaiLa picadora es uno de los utensilios más empleados en las cocinas españolas, tanto en las profesionales como en las de cualquier ama de casa. Este producto está diseñado para picar y cortar en apenas unos segundos y sin realizar el más mínimo esfuerzo. Lo único que hay que hacer es pelar las hortalizas que vayamos a emplear y colocarlas en el hueco disponible en la parte superior del aparato.

Al deslizar la tapa hacia abajo y cubrir el alimento depositado accionaremos las cuchillas afiladas que contiene, obteniendo así unos pedazos en forma de cubo o en juliana. En este caso, la picadora que presentamos se compone de dos cuchillas distintas de acero inoxidable para llevar a cabo distintos tipos de corte.

Con esta máquina conseguiremos evitar los peligrosos cortes en las manos a la hora de intentar trocear un producto, a la vez que ahorraremos porque ya no tendremos que comprar la verdura envasada que ya viene cortada y cuyo precio siempre es superior. Otra de sus ventajas es que al ser de plástico es de fácil lavado e incluso puede limpiarse en el lavavajillas.

La picadora es una fantástica compañera de cocina que permite trocear en rebanadas y en dados cebollas, tomates, ajos, patatas, zanahorias, calabacines, pepino, e incluso quesos. ¡Sencilla de usar, cómoda y segura para nuestras manos!

No dejes de preparar los guisos más deliciosos por falta de tiempo. La elaboración de los platos tradicionales ahora es más sencilla gracias a la picadora con dos cuchillas de acero inoxidable que facilita el troceado de los alimentos. ¡Pruébala y no podrás dejar de cocinar sin ella!