Con frecuencia oímos hablar a especialistas en nutrición sobre los beneficios de los antioxidantes. Es más, esa palabra que hasta hace unos años nos resultaba tan desconocida está presente a día de hoy en muchos de los anuncios que vemos en televisión. Y es que los antioxidantes son muy importantes por sus bondades, y por eso es importante darlos a conocer y destacar qué alimentos son los que los contienen.

Pero lo primero que debemos preguntarnos es: ¿qué son los antioxidantes? Se trata de minerales y vitaminas muy necesarios para los procesos de nuestro cuerpo. Gracias a estos componentes podemos evitar sufrir deficiencias en nuestro organismo y combatir las amenazas externas. Si no tomamos la cantidad de antioxidantes necesaria nuestras defensas disminuyen y no podemos ni protegernos de las enfermedades que vienen de fuera ni de las que podemos generar nosotros mismos.

Por medio de los oxidantes y los radicales libres nuestro organismo se siente atacado. Estas son las moléculas que se generan en nuestro propio cuerpo, pero también hay que tener en cuenta las que vienen del exterior por medio del tabaco o de ciertos medicamentos. Ingerir la cantidad necesaria de antioxidantes ayuda a combatir los radicales libres y a frenar el envejecimiento prematuro y el desgaste celular.

¿En qué alimentos encontramos un buen aporte de antioxidantes? El ajo, por ejemplo, es uno de los mejores ejemplos de productos con gran contenido de estos minerales. Además, tiene propiedades anticancerígenas de la misma manera que el ají y los pimientos.  El selenio también ayuda a disminuir las probabilidades de padecer cáncer de hígado, mama y colon, y lo podemos encontrar en la mayoría de frutas, verduras, mariscos, pescados y carnes rojas.

El té verde y el cacao también son fuentes importantes de antioxidantes. Tampoco hay que olvidar que son aceleradores del metabolismo, con lo que ayudan a la quema de calorías de una forma más rápida en todas aquellas dietas de control de peso.

Por lo que se refiere a las vitaminas, las frutas son las reinas de este componente. Todas ellas contienen distintos tipos de vitaminas, pero los cítricos destacan especialmente por su gran aporte de vitamina C. La naranja, el kiwi, las mandarinas o el pomelo son idóneos, como también lo son el kiwi y los tomates.

Los betacarotenos son un grupo de pigmentos con una gran función antioxidante. Su contenido en vitamina A ayuda a combatir el cáncer, sobre todo el de boca, pulmón y estómago, y la aparición de enfermedades de corazón. La zanahorias, las espinacas, la papaya, la calabaza, la coliflor y el repollo son un buen ejemplo de alimentos con estos componentes. La vitamina A se encuentra presente, además, en productos como los huevos.

Eligiendo bien los productos de nuestra dieta, y basándonos siempre en los parámetros que marca la dieta mediterránea, conseguiremos mantener el nivel de aporte vitamínico y mineral que necesita nuestra salud, con lo que las cifras necesarias de antioxidantes quedarán cubiertas. Recuerda que tú y tu organismo seréis los máximos beneficiados al respecto.

Recuerda que en Publipunto encontrarás artículos que mejoran tu salud y bienestar además de conseguir puntos descuentos para canjear en futuras compras. ¡Infórmate en el Club Publipunto! Te esperan los mejores precios y ofertas en bellezahogarsaludmotorregalos con gastos de envío gratis para pedidos superiores a 100€.

También te puede interesar: